.

.

19 de agosto de 2016

El presente es un sitio extraño. Y a cierta gente le provoca risa o disgusto una mujer que retrata sus pies o las que dan cuenta de sus manos o sus ojos -ese gesto maravilloso de autodescubrimiento. Un registro libre del propio cuerpo, ese territorio desconocido. es la huella de una larga trayectoria de reconocimiento y búsqueda de poder sobre sí.

Querides críticos, mis muy querides...

No hay comentarios.: